Saltar al contenido

Como blanquear los codos rápido

octubre 8, 2018

Muchas personas no se percatan de que sus codos se encuentran un tanto oscurecidos a causa del mal tratamiento que tienen en esa área de la piel, que es habitualmente descuidada. Es muy importante mantener el cuidado de nuestra piel, sobre todo humectándola y exfoliándola, dado que estas son las principales causas que originan el oscurecimiento en dicha área.

Muchas personas no pueden sentirse a gusto con este problema, dado que resulta bastante vergonzoso ante la vista de los demás, además de que, incluso si te bañas con bastante jabón que colocas en esa zona, resulta imposible de quitar, ocasionando desespero e inseguridades, ya que no pueden lucir su cuerpo con comodidad.

Asimismo, la acumulación de piel muerta se forma en esta área en consecuencia por la flexión de los codos, es por ello que se presenta ese tipo de oscurecimiento, cuando nos inclinamos, y flexionamos los codos, la piel se va oscureciendo.

Es muy vergonzoso, sobre todo en las mujeres, ya que les gusta lucir impecables y perfectas, y estas manchas para algunas personas representan un descuido de nuestra piel, incluso algunos suelen relacionarlo con una mala higiene.

Además, algunas chicas a causa de este problema les ocasionan miedo vestir ropas que muestren sus codos, incluso sus rodillas que también pueden representar el mismo problema, y no conocen la manera de solucionarlo.

¿Por qué se ocasionan los codos oscuros?

Esta zona de tu piel se expone mucho a los rayos del sol, a los contaminantes del ambiente, y a los numerosos cambios de clima, por lo que es muy común que muchas personas posean ese oscurecimiento en la piel, sobre todo en los codos que es un área muy sensible. Además, gracias a la fricción con la ropa, los objetos, entre otras cosas, puede ocasionar que la piel se reseque y eso contribuye al oscurecimiento.

Es por ello que es importante conocer todos los tips necesarios para evitar y solventar dicho problema, igualmente saber cuáles son los tratamientos adecuados, ya sean naturales o químicos, lo importante es deshacernos de dichas manchas lo más rápido posible y evitar que aparezcan nuevamente.

Los remedios más conocidos sirven también para tratar las mismas manchas que aparecen en las rodillas y en las axilas son tratamientos sumamente sencillos y fáciles de preparar, lo importante es obtener todos los ingredientes necesarios y mezclarlos adecuadamente, colocártelos en las áreas que deseas aclarar, y esperar unos cuantos minutos antes de retirarlos de tu piel.

¿Como blanquear los codos rápido?

Existen varios componentes que puedes utilizar para solucionar este problema y hacer que tu piel luzca más saludable y limpia, entre los cuales encontramos:

  • Limón
  • Bicarbonato de sodio
  • Cúrcuma
  • Aloe vera
  • Vinagre
  • Yogurt
  • Naranja
  • Agua oxigenada
  • Aceite de coco
  • Pepino

Por otra parte, es muy importante mantener tu piel exfoliada, libre de células muertas y otros elementos. En esta zona de tu cuerpo, es muy común que las células muertas se acumulen, ya que la piel es mucho más gruesa pero también más sensible.

Consejos para aclarar codos

  • Humectar toda tu piel y no excluir ni las rodillas, ni las axilas, ni mucho menos los codos, recuerda que es imprescindible cuidar toda nuestra piel.
  • Al pasear por la playa, utilizar algún bloqueador solar que te proteja de los rayos del sol.
  • Es importante dedicar un cuidado especial en estas zonas, porque es un área donde suelen ubicarse las células muertas y este problema suele ir agravándose con el tiempo.
  • Exfoliar la piel una vez a la semana es un punto clave, con la utilización de alguno de los ingredientes que se nombraron anteriormente, no solo puedes aclarar el tono de la piel, sino también limpiarla como se debe.

Asimismo, existen una gran cantidad de cremas blanqueadoras y aclaradoras que ayudan a solventar estas incómodas manchas, por lo que no es totalmente imposible deshacerse de ellas, solo debes buscar la marca que más te convenga, y si no cuentas con el dinero necesario para adquirirla, también puedes realizar tus mascarillas caseras, que también te proporcionan los mismos beneficios.

Frotar azúcar también ayuda a exfoliar esta área de la piel, si la combinas con jabón, es una gran manera de limpiar tu piel y mantenerla fresca para la aplicación de alguna crema o mascarilla.

Es aceite de coco es sumamente ventajoso pues nos ofrece una gran hidratación ya que es rico en vitamina E, es por ello que lo podemos colocar en los codos, aplicando suaves masajes por lo menos durante quince o veinte minutos, la diferencia la notarás inmediatamente, ya que tu piel queda mucho más suave y tersa.

El aceite de oliva es otro componente que ayuda, lo puedes aplicar con una piedra de pómes para obtener mejores resultados, con esta vas a realizar suaves masajes, y la puedes enjuagar ya sea con jugo de limón o de naranja, lo importante es que uses vitamina C para hidratar tu piel, volviéndola más clara y limpia.

Asimismo el pepino también es otro ingrediente que te ofrece óptimos resultados, dado que actúa como un blanqueador totalmente natural, además de que es muy saludable, al igual que mezclar yogurt, azúcar, miel y harina de maíz, para obtener una especie de crema que se va esparciendo en nuestro cuerpo, aplicando suaves masajes.

También puedes utilizar manzanilla o canela, aplicándolo en una temperatura tibia sobre tus codos, es muy importante que masajees repetidas veces en la zona.

Cabe destacar, que muchas personas recomiendan la utilización del bicarbonato de sodio ya que se dice es sumamente efectivo.

Es muy recomendable retirar estas cremas y mascarillas con abundante agua tibia, además de realizar estos tratamientos por lo menos tres veces por semana para que los resultados esperados lleguen mucho más rápido.

Por otra parte, es relevante indicar que, si las marchas persisten, y son considerablemente oscuras, es mejor acudir a un médico especialista, es decir, un dermatólogo, para que nos indique cuáles son las causas de aquel oscurecimiento en nuestra piel, y nos indique un tratamiento adecuado que seguir.